viernes, 23 de diciembre de 2011

La Vida Pública y Vía Pública

¡Sexo casual en sitios públicos!, un tema que hace enrojecer a todos, aunque tengamos uno que otro esqueleto en el closet. Los adeptos son tantos como los detractores, y si los sumas y duplicas quedas corto con la cantidad y variedad de situaciones que han pasado, sean de tu conocimiento o no.


Saunas, baños públicos, cines, parques poco iluminados y automóviles (estacionados o en marcha) son los más comunes; otros más osados han hecho uso de un discretísimo mantel en un restaurante concurrido para satisfacer sus cachondas necesidades, también están los que han hecho de las suyas en salones vacíos que colindan con recibidores atestados o de pié en una discoteca con iluminación limitada. La playa también invita a echar un polvo rápido, sea éste en el mar, en un rincón arenoso o en el cómplice malecón; los matorrales en Bahía de Cata, recovecos en Cuyagua y mangles de Morrocoy serían excelentes escritores de literatura erótica, lástima que no los incluyan en la Misión Róbinson. 


¿Y cómo sé que La Guaira queda Lejos?... A estas alturas del partido es un tanto absurdo hacerme pasar por un santo virginal, nada más alejado de la realidad; he estado en estas situaciones y una que otra más extrema aún, claro que con riesgos y sustos claro está, pero creo que, tal como en los deportes extremos, si no se tiene práctica no podemos arriesgarnos a realizar el salto más alto el primer día, cosa que aprendió un amigo una noche de Viernes de puente en Caracas; 


Era el viernes antes de Carnaval, la mayoría de las empresas habían dado puente para que la gente saliera en bandadas y dejara a Caracas como una seda sin tráfico.El Ejecutivo Nacional había declarado Ley Seca para las fechas, en una estrategia de horarios bastante consciente para divertirse y evitar que más de uno dejara el cachete en el asfalto en la madrugada. Yo estaba apeltrechado en mi casa: comida, cerveza, ron, libros, blu-ray e internet, era todo lo que necesitaba. Como trabajo en medios no me dieron el día libre, pero al salir fui a buscar a mi novio a su casa para llevarmelo a pasar un fin de carnaval 100% casero (después de 5 años de relación, esta actividad se ha convertido en nuestro plan preferido). 


Después de un atracón de pizza, estábamos en el sofá disfrutando de un libro, a él le encanta que le lea en voz alta, él a veces me interrumpe para conversar sobre hipótesis propuestas e ideas sobre la trama, dándome descansos de lectura (más no intelectuales) cada media hora; Durante el capítulo del Proyecto MK-ULTRA y la Conspiración Iluminati, nos enfrascamos en una tormenta de ideas que intentaba ligar al Chavismo con la más rancia monarquía Republicana gracias al petróleo, hasta que mi teléfono celular sonó:


-¿Donde está?, ¿Donde lo dejé?...-Pregunté


-En la mesa... -Lo tomó, y echó un rápido vistazo a la pantalla antes de pasármelo- Es Rodrigo...


Ya eran las 12 de la noche, era extraño que me llamara a esa hora, además estaba fuera de Caracas visitando a sus padres; en ese momento comprendía ese sentimiento que invade a los padres cuando los hijos salen y los llaman a la madrugada (no para saludar o pedir la bendición, obviamente). Esto me olía a Peo, y olvidé el protocolar aló para contestar la llamada:


-¿Que pasó?...
-¡Hola mi Coms!... ¿Estás bien?
-Yo sí, estoy en casa, pero esta llamada a estas horas no son para dar las buenas noches, te lo aseguro... ¿Que? ¿Quien? ¿Como? ¿Cuando?, dímelo ya...
-Bueno Coms, voy a comenzar con el que se te olvidó: ¿Cuanto?
-¿Eh?
-¿Tendrás 700 bolívares en efectivo?...
-Ahora si me jodiste... Hoy saqué del cajero, hice unas compras pero creo que me quedan 500 en la cartera, déjame revisar...


Saqué mi cartera y empecé a contar, mi novio extrañado me preguntó qué pasaba y le expliqué lo que sabía: 


-Rodrigo me preguntó si tenía 700 bolos, ¡Ya va comadre! espere- Le dije al teléfono...
-¿Estás con el gordo?...-Me preguntó Rodrigo
-Si... 150, 200, 250... 
-Pásamelo...
-Toma Bé...


Y sin pensarlo mucho le dí mi teléfono a mi novio y fui al cuarto a buscar un dinero que recordé que había guardado en la mesa de noche para emergencias de cajeros automáticos vacíos un viernes en la noche (típico de estas fechas). Cuando regresé a la sala, continuaban hablando por teléfono en voz muy baja, me acerqué y le dije:


-Dile a Ro que ya tengo los 700, ahora me puede decir que pasa...


Mi compañero de vida me hizo un gesto de silencio, colocando su índice en los labios, para después hacerme entender con la mano que me esperara y me sentara, yo obedecí, pero en vez de relajarme sólo me concentré en elucubrar, entender qué pasaba, el mundo estaba sometido a una conspiración:


Los líderes iluminati-francmasone-judeocristianomusulmanes-holliwoodienses, forman parte de una red donde los gobernantes de las Repúblicas Bananeras son híbridos Reptiliano-Humanoides encargados de sustraer las materias primas para asegurar la subsistencia de una Raza Superior en Orión que reclaman la Creación de la Tierra, siendo los humanos sus creaciones más perfectas... 


Empecé a preocuparme: ¿Será que la cosa es más grave de lo que pensaba?, ¿Quién Chocó?, ¿Estará Bien?... ¿Será un secuestro express? ¿A quién secuestraron?... ¡Seguro es un secuestro!... ¡Coño de la madre!... Pero nadie decía nada, estaba sometido a la espera con billetes en mano y sacando conclusiones sobradamente surrealistas gracias al libro de Teorías de Conspiración que le estaba leyendo a mi osuno compañero...


-¡Ajá!... Pero está en Poli### ¿No?... Dame un segundo...- Me miró y por fin me dirigió la palabra- ¡Agarra mi celular y busca el telefono de Mariela!.
-¡Aquí está!... ¿Te lo dicto?...
-No, llámala y habla con ella...


Par de repiques y me atiende Marielita, antigua amiga de la universidad que se graduó de Derecho, y tras un postgrado en Criminología ahorita estaba ejerciendo un puesto de dirección en Poli###... ¡Creo que algo se aclara!...


-Aló esposo...
-Hola mi Enana-Morada... Soy, tu Enano-Morado...
-¡Mi Enano-Morado!... ¿Estás con mi Esposo?... Me voy a poner celosa- Bromeó conmigo un rato...
-¡Si!... Está hablando con Rodrigo por mi teléfono....
-¡¿Rodri?! ¿Cómo está el?... ¡Tan Bello!...
-La verdad, no creo que esté muy bien, por lo menos de la cabeza...
-¿Por qué?


Entonces le conté a nuestra doctorísima/abogada/criminóloga/compañera de rascas/no lesbiana/amiga, lo único que sabía: me pidieron 7 tablas y alguien estaba en Poli###. Mientras tanto el dueño de la mitad de mi quincena seguía al teléfono con Rodri...


-¿Tienes para anotar?... Ok.... Mariella está en la otra línea, ya le pregunto... Ajá, ya va... -Ahora me habla-Dile que Rodri le manda un beso...


Mariella gritó...


-Dile que yo también, que lo amo y que es muy bello... ¡Dícelo!


Me encojo de hombros y le paso el mensaje a mi novio que se lo pasa a Rodrigo...


-¡Mira loca! enfócate... -El oso se exasperó con rodrigo, seguro le dijo que le preguntara por la perrita o algo por el estilo- ¿En qué jefatura está?... Ok- Ahora me dice- Dile a Mari que un amigo de nosotros se encuentra detenido en la jefatura de #######, le están pidiendo 700 bolívares para liberarlo, ¿Con quién hay que hablar para que lo saquen rápido y no nos pidan tanta plata?...


Mi cara debe haber sido un poema... El qué, el dónde y el cuando, estaban resueltos... Mariella estaba cagada de la risa, había escuchado todo como la primera vez...


-¡Que vaina más buena!... Jajajajajajajajajajaja...
-¡Cálmate y enfócate tu también Mari!... ¿Qué podemos hacer?...
-Ok, ahí está Galindez de guardia esta noche, voy a necesitar el nombre de tu amigo y el número de su cédula.
-Ok... -Alejé el teléfono y transmití el mensaje...


-¡Perfecto!- el osito le explicó a Rodrigo y luego dijo- Voy a necesitar el Apellido de Juancho y su Cédula.


¡Juancho! ¡Detenido en Poli###!... Ojo, no es el juan de la Heterocracia, sino nuestra imprudente promesa del porno amateur, el Juancho amante de cuartos oscuros y saunas aunque lo niegue hasta el día de su muerte con rosario en mano...


-¡¿Es Juan?!- Exclamé- ¿Ahora qué hizo la puta esa?...
-Después te digo-me dijo el oso- Hay averiguar quién tiene el número de cédula de Juan...
-Búscalo en mi memoria, ahí tengo los datos completos de él... Está en el archivo con su número de cuenta... Si me contaran las cosas con tiempo no estuviéramos en este peo.... 
-Pero relájate...-Dijo Mariella que estaba pendiente de los acontecimientos desde el teléfono- Pásame un mensaje con esos datos y te llamo en 15 minutos mi amor... 
-Vale Mari, un beso... Por cierto, ¿no quieres saber de qué se trata todo esto? el por qué está detenido...
-Jajajajaja... No te preocupes mi enano morado, por la tarifa creo saber de qué se trata... Mándame el mensaje y te llamo en 5 minutos...


Y colgó en medio de una carcajada...


------------0---------0---------0------------
Cortamos comunicación con Rodrigo y le envié el mensaje a Mariella, esperando que nos ayudara con esta Pena Ajena que nos había traspasado Mi "Querida" Comadre y aprovechar para sacarle el cuento a mi compañerito, que había aprovechado el momento para sacar a la luz sus dotes de burócrata en el momento más álgido, pero ahora debía pasar la minuta al cuartel general, es decir: "MOI" (Yo en francés ¡animal!)...
      
Faltan 5 minutos para la una de la mañana, pero retrocedamos hasta las 11 de la noche. Juan se encontraba en un café donde se encontró con un "amiguito" que conoció más temprano por internet bajo las premisas básicas de quién busca "el amor" porque está "cansado" de estar sólo y conocer pretendientes de una noche:

  1. Vamos a conocernos y veremos qué pasa
  2. No nos ilusionemos
  3. Vamos despacio
  4. No necesitamos tirar en la primera cita
Obviamente hablamos de Juan, y el proyecto de romance terminó cuando se preguntaron los roles en la cama y la medida de la paloma; Pidieron la cuenta y se montaron en el carro del perfecto desconocido quesudo, que se quitó su careta de dignidad al 2do mojito cubano al igual que mi querido Juan, que por más corrido en 7 saunas que sea, es muy caído de la mata y no ha agarrado los trucos para practicar el sexo en público sin que te detengan en el intento.


El muchacho lo llevó a su edificio por una urbanización con nombre de santo (en Caracas abundan), pero una vez estacionados frente a la residencia él chico le confesó a Juancho que no podían subir porque su madre estaba en casa, pero esa calle era tranquila y nada pasaría, lo había hecho miles de veces. Está de más que cuente los pormenores, teniendo en mente la personalidad del Juancho: todo un evangélico culposo, hasta que le abren la bragueta del pantalón.


Ya está claro que durante la faena carnal dentro de la camioneta que se balanceaba de un lado al otro frente a un edificio donde viven "Familias de Bien", aparecieron unos funcionarios policiales llamados por una doñita sin oficio que pasaba su noche mirando por la ventana como Karina. Los uniformados los bajaron del "Vehículo Automotol" (expresión usada por uno de los distinguidos en cuestión), les pidieron los documentos mientras se acomodaban la ropa y comenzó el discurso/matraca de quebrantamiento de leyes por realizar actos lascivos en la vía pública y solicitando una cantidad de dinero para asegurar la pronta resolución del procedimiento. El carajito les dijo que él vivía en ese edificio y que si querían llamaba para que bajaran con el dinero, cosa que no pasó en totalidad. En vez de la madre alcahueta y salvadora, apareció una energúmena en bata sucia gritando que ella no pagaría nada y menos para salvar a un marico que había seducido a su hijo que es un santo.


Se pueden imaginar el show que culminó con Juancho con cara de sexo, sólo como criminal y a merced de par de pacos que estaban buscando "algo extra para comprarse las birras de carnaval". Juancho no tenía suficiente dinero, por lo que los funcionarios se lo llevaron a la jefatura donde le ofrecieron llamar a un amigo para que le resolviera la cosa...


---------0------0------------0----


Habían pasado exactos 15 minutos desde la última vez que hablé con Mariella y sonó el teléfono, era ella. Me dijo que todo estaba listo, tendría que ir a la Jefatura a buscar a Juancho y pedir hablar con Galindez, le debía decir que venía de su parte, entregarle sólo 500 bolívares y llevarle un pote del pesto que yo preparaba y que a él le gustó un día que llevó unos raviolis con la salsa a la jefatura... 


Hombre precavido vale por dos, siempre tengo reservas de salsa pesto...


Conclusiones:



  1. Cualquiera puede ser tentado a tener sexo en un sitio inapropiado
  2. Es muy cómodo tener como pareja a alguien que sepa resolver con rapidez, si uno se estresa por cualquier cosa
  3. No importa cuan avanzada esté la tecnología de comunicaciones y las llamadas en conferencia, siempre optarás por la forma más caricaturesca para mediar entre 2 personas, no será práctico pero es muy jocoso al final
  4. No confíes en nadie que diga "por acá nunca pasa nada"
  5. Si sabes cocinar salsas, siempre ten reservas
PD: Esto es una historia inspirada en una serie de acontecimientos reales y sin intenciones de levantar falsos testimonios sobre algún cuerpo policial en específico...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada